• Trucos para limpiar cristales y vidrios

  • Tenemos que aprovechar aquellos meses del año en los cuales predomina un buen clima libre de torrenciales lluvias y nevadas para dejar espléndidamente relucientes las ventanas del hogar, ya que esta es la única epoca del año donde podemos exhibir la estética de nuestras ventanas dado a que en los meses invernales o lluviosos mantener limpias las ventanas es una tarea imposible de realizar.

    Ahora bien, incluso cuando tenemos el clima a nuestro favor limpiar las ventanas no es una tarea sencilla de realizar, ya que sin lugar a duda este es el tipo de material que requiere mayores cuidados tanto para su conservación como su limpieza.

    Hacer que el cristal de una ventana quede perfectamente limpio libre de marcas a impurezas es para muchas personas imposibles, puesto que incluso el trapo que utilizamos para limpiarlas dejara pelusas adheridas al cristal durante su uso, no obstante, hemos recopilado una serie de trucos de Cristalerias Madrid muy útiles para lograr resultados formidables e impolutos al momento de limpiar las ventanas.

    • Espera los días nublados: No te debes apresurar para la limpieza de tus ventanas, debes esperar pacientemente el día correcto. El día correcto no son los días soleados, ya que en este tipo de días el calor seca rápidamente en la ventana el producto limpiador de cristal que utilizaremos dejando marcas del mismo, e igualmente, el reflejo del sol sobre la ventana impedirá que detallemos correctamente algunas marcas y suciedades del cristal. El mejor día para limpiar tu ventana es un día nublado y calmado.
    • Utiliza un limpiador de cristal: no basta con utilizar agua para limpiar la ventana, tenemos que emplear un producto especialmente elaborado para limpiar el vidrio. En el mercado podemos conseguir limpiadores de cristal en presentaciones de crema liquida y spray. Si no deseas utilizar productos comerciales, puedes hacer tu propio limpiacristales, para ello solo tendrás que mezclar agua, alcohol del utilizado para quemar, un ligero chorro de amoniaco y un poco de detergente de lavavajillas. Esta preparación la agregaremos en un envase con pulverizador y ya tendremos nuestro propio limpiador de vidrios. Una opción casera mucho más fácil de realizar y efectiva consiste en mezclar agua con vinagre blanco,
    • Usa papel periódico: Habitualmente las personas limpian sus ventanas utilizando un trapo, pero al final esta tarea evidenciaremos como el cristal estará repleto de pelusas que se desprende del trapo. Para evitar esto te recomendamos que utilices papel periódico el cual brinda excelentes resultados y no te deberás preocuparte por la tinta de este papel, ya que esta solo manchara los guantes que utilices en tus labores domésticas. En el mercado se comercializan kits de limpieza de cristales y ventanas que poseen herramientas ideales para este tipo de limpieza como las gomas de secar que dejan relucientes y secos los vidrios de las ventanas.
    • Limpia de forma descendente: Uno de los trucos que los profesionales recomiendan para la limpieza domestica de ventanas es emplear un solo sentido durante el aseo del cristal y preferiblemente dicho sentido debe ser de arriba hacia abajo.
    • Recuerda limpiar el marco de la ventana: A pesar de que nos centremos en la limpieza del cristal de nuestras ventanas, no tenemos que descuidar el mantenimiento y limpieza del marco de la misma ya que en este lugar se suele acumular una gran cantidad de suciedad. Para limpiar el marco tenemos que saber de qué material está fabricado ya que en caso de que sea de madera utilizaremos un limpiador de madera, para el aluminio podemos implementar el alcohol mientras que para el plástico será necesario un jabón neutro. El producto que elijamos lo aplicaremos con el uso de una bayeta húmeda que nos ayudara a realizar la limpieza del marco.
    • Protege tu limpieza con las persianas: Si has logrado una limpieza impecable de tus persianas siguiendo los consejos que se mencionaron anteriormente, debes intentar procurar que tus ventanas permanezcan limpias y para ello puedes aprovechar la función de las persianas cuando se presenten los días lluviosos.
LLÁMANOS DESDE AQUÍ