• ¿Porque se usa el Gas Argón para el doble acristalamiento?

  • El cristal de una ventana representa más del ochenta por ciento del área de este elemento de carpintería, por lo que, al ser la parte de la ventana que abarca un mayor rango de superficie resulta necesario que el vidrio garantice una eficiencia energética y termica de calidad. Uno de las modalidades de vidrio que ha logrado consolidarse en los cerramientos son el sistema de doble acristalamiento y en los siguientes párrafos desarrollaremos las cualidades y características del modelo más popular de la actualidad: el doble acristalamiento con gas argón.

    Las características del gas Argón

    La tendencia actual del ámbito de la construcción y el diseño de infraestructura es el uso de elementos y productos que mejoren y optimicen la eficiencia energética de los inmuebles para disminuir la contaminación ambiental que genera el uso desproporcionado de energía. Los cerramientos representan una parte fundamental de la eficiencia energética de un inmueble, por lo que se han desarrollado modelos y productos cada vez más eficientes al potenciar la resistencia de los mismos a la conducción de energías térmicas, entre ellos, el doble acristalamiento con relleno de gas argón.

    Una de las razones por las cuales se utiliza el gas argón se basa en que este gas noble, a pesar de que naturalmente tiende a fugarse, puede aumentar exponencialmente el aislamiento térmico de las ventanas con doble acristalamiento cuándo se emplea el mismo en la cámara ubicada entre las láminas del acristalamiento.

    En la atmosfera de nuestro planeta, el argón ocupa el tercer lugar en lo que respecta a los gases que componen el mismo solo por detrás del nitrógeno, siendo el gas con mayor prevalencia, y en segundo lugar el oxígeno. El argón es un elemento gaseoso incoloro, inodoro y no inflamable, por lo que es un gas muy seguro e inocuo. Al ser un elemento seguro se ha empleado en la industria para la fabricación de muchos productos domésticos como las lámparas fluorescentes, incandescentes e igualmente para la producción de elementos destinados a los laboratorios como los cristales de silicio.

    Beneficios del gas argón en el doble acristalamiento

    En la industria de la producción de vidrios, acristalamiento y cerramientos se ha adoptado el gas argón como uno de los elementos útiles para la elaboración de productos dado a la gran cantidad de beneficios y ventajas que ofrece este producto, entre las que podemos mencionar:

    • El aislamiento térmico es sin lugar a duda el principal beneficio del gas argón, sin embargo, es necesario conocer que el gas argón utilizado por sí solo no produce dicho aislamiento ya que debe ser utilizado como complemento de otras medidas de aislamiento térmico como lo son el múltiple acristalamiento de las ventanas.
    • Si se utiliza con cristales con tratamiento de regulación de los rayos solares, el gas argón puede contribuir al bloqueo de la radiación solar.
    • De igual forma, el aislamiento acústico del gas argón solo funciona cuando se complementa con cristales laminados.

    Estos excelentes beneficios anteriormente descritos del gas argón se deben a su alta densidad que permite la reflexión del calor bajo las condiciones adecuadas de acristalamiento. Ahora bien, el principal problema del gas argón es su tendencia a fugarse, no obstante, con un correcto y adecuado diseño de calidad que garantice un sello hermético entre las láminas, el gas argón se disipa de forma extremadamente lenta, por lo que en un periodo de veinte años solo se habrá fugado el diez por ciento del gas, lo que les brinda a las ventanas con doble acristalamiento y gas argón un periodo de vida útil de alrededor de cincuenta años.

    Las características del doble acristalamiento en ventanas

    Las ventanas que son fabricadas con doble acristalamiento poseen una serie de favorables cualidades tales como la baja conductividad de la energía termica gracias al reducido cociente de radio-absorción. Estos dos determinantes anteriormente mencionados son fundamentales para optimizar sistema de cámaras internas del acristalamiento rellenas de aire deshidratado o gas argón puesto que potencian el aislamiento térmico que brinda la ventana al incrementar la resistencia a la transmisión de calor o energía térmica. Ahora bien, estas cualidades varían considerablemente dependiendo del tipo de vidrio utilizado en la fabricación de la ventana el cual puede ser:

    • Vidrio con aislamiento acústico: los cuales son un modelo que posee un alto grado de atenuación de los sonidos y ruidos externos dado a que se emplea el uso de láminas de butiral de polivinilo.
    • Vidrio bajo emisivos: este es un modelo mucho más especializado de cristal que puede multiplicar la resistencia térmica de los sistemas de doble acristalamiento.
    • Vidrio bajo emisivos con tratamiento de control solar: son ideales para los domicilios que se encuentren expuestos a una gran cantidad de rayos solares durante muchas horas al día, ya que dichos vidrios cuentan con un sistema de control solar que permite regular el paso de los rayos ultravioletas.

    En conclusión, es importante tener en cuenta que el gas argón no representa el elemento definitivo para crear cerramientos totalmente eficientes, ya que dicho recurso debe implementarse en la elaboración de ventanas junto con otros sistemas confiables tales como los cristales de regulación térmica, el modelo de doble acristalamiento y una instalación de calidad para lograr un cerramiento energéticamente eficiente.

LLÁMANOS DESDE AQUÍ